Por qué es bueno adoptar un perro

Por qué es bueno adoptar un perro

Rescatar perros para ayudarlos a conseguir un hogar es, probablemente, una de las labores más nobles que toda persona puede realizar; pero elegir a un cachorro sin techo para llevarlo a casa y darle una vida feliz, tanto si lo recoges de la calle como si la camada no puede vivir más al lado de su mamá, es una experiencia sin igual. 


Hacerlo puede, literalmente, cambiar tu vida. ¿Quieres saber por qué? Bueno, te enlistamos algunos motivos: 


  • Salvas la vida de un perro: Adoptar a un perro le da otra oportunidad de vida. Suena sencillo, pero la cruel realidad es que muchos perros de rescate o refugio terminan siendo sacrificados para abrir espacio a otros recién llegados. Cuando adoptas un perro, no sólo salvas a ese perro, sino que abres un lugar para otro que también necesita un hogar, y que probablemente será llevado a casa por otra persona interesada en cuidarlo.

  • Luchas contra las “fábricas” de cachorros: Cuando compras un cachorro en una tienda o a personas que se dedican a reproducir a una pareja de canes, fomentas lo que se conoce como fábricas de cachorros, cuya prioridad son las ganancias, dejando de lado por completo la salud y el bienestar de los animales. La mayor parte del tiempo, los perros en las fábricas de cachorros viven en jaulas estrechas y quienes más sufren son las hembras, pues se mantienen reproduciéndose constantemente, afectando su salud y su longevidad. 

  • Sí, sí puedes elegir: Muchas personas no adoptan un perro porque sueñan con llevar a casa una raza específica, y piensan que en caso de adoptar, perderían esta opción. ¡No hay nada más alejado de la realidad! Tanto en refugios como entre grupos y particulares que se dedican a rescatar perros puedes encontrar prácticamente todas las razas, ya que lamentablemente el abandono y las circunstancias difíciles no distinguen su aspecto, su tamaño, su edad ni su origen. Sólo busca bien, te aseguramos que puedes adoptar al nuevo integrante de tu familia que tanto desean en casa. 

  • Puedes aprender sobre su personalidad: Adoptar a un perro rescatado que permanece en un refugio te permite ver cómo se comporta antes de llevarlo a casa. Ojo: no es cuestión de discriminación, sino de compatibilidad. Pregunta al adoptante sobre su temperamento y cómo reacciona ante diferentes situaciones para predecir, en la medida de lo posible, cómo se llevará con los niños o adultos mayores de tu familia. 

  • Obtén la lealtad de un amigo de por vida: Definitivamente, todos los perros son grandes amigos; no por nada se dice que se trata del mejor amigo el hombre. Pero, los perros rescatados saben, instintivamente, que les has salvado la vida, por lo que seguramente demostrarán su agradecimiento y su lealtad cada vez que les sea posible. ¡Pregúntale a cualquiera que haya rescatado! Te dirán que estos perros  pasarán el resto de sus vidas mostrándote cuánto te aman y aprecian lo que hiciste  por ellos.

  • Luchas contra la superpoblación: Los refugios y rescates de animales se enfrentan a un problema de sobrepoblación cada vez más grave. Al adoptar, puedes convertirte en parte de la solución en lugar de ser parte del problema.

Encuentra el mejor alimento para tu perro aquí


Te podría gustar Ver todo